Translate

sábado, 16 de julio de 2016

Aprender a vivir con el terrorismo. Resignación ?


Aprender a vivir con el terrorismo.





Esta es una noticia de portada de un periódico de hoy, que deseo comentar.

No sabría decir si es producto de una creencia en el destino, o si es producto del estado inercial en que Europa entera parece moverse, sin tener en cuenta a sus contribuyentes, los que le aportan la mayor riqueza.
Así introducimos una consigna subliminal, esta es Resignarse, la resignación como conducta, como si de un bíblico castigo se tratara.
Tanto poder sobre nosotros les hemos cedido esperando ser representados por ellos, que hemos acabado por delegar totalmente nuestro futuro a la clase política.
Son ellos quienes nos presentan su programa electoral, y pagamos todos por escucharlos.
Ese es el espíritu que veo en una clase política subordinada a la banca. Y no digo que no deba recortarse las duplicidades que existen, inem, temporales, clubs de trabajo, cursos de mierda y proliferación de coachers y similares, que para un parado medio no van a tener ningún valor o poco.
Para ser un terrorista deben darse en mi opinión varias circunstancias existenciales y además estar loco. Con mas balas no se borraran las heridas legitimas que siente el pueblo árabe.
Como no se necesitan balas en una Democracia, y donde una revolución no esta justificada, ni es posible llevarla a termino.
Es a través del sistema como debemos presionar, de hecho para eso existen canales, como las asociaciones ciudadanas o holdings, y partidos políticos.
Por otro lado esta la prensa y todo el mercado divulgativo, Internet es ya nuestra base, esto me vino a la mente analizando el resultado electoral.
Tan solo las personas que han estado comprometidas, conocemos la inmersión de conciencia que produce el compromiso, con unas ideas y sobre todo mucha ilusión.
Es un estado alterado de conciencia, un baño de endorfinas y dopamina.
Y después viene la bajada.
Alguna vez en la subida he creído ver un sistema Feudal renovado, cosas de proteínas en contacto con neurotransmisores.

El mensaje es ver si podríamos ser capaces de crear un sistema que nos represente, y lo mas importante, de que manera podemos influir en el estado. Vale todo menos un partido político.



PONTE LAS PILAS es mi eslogan ahora mismo.